Hoy voy a contarles sobre uno de los más antiguos y hermosos patrimonios con que cuenta nuestra querida Venezuela, se trata del "MUSEO DE BELLAS ARTES DE CARACAS", que recientemente cumplió 92 años de actividad ininterrumpida. Siendo la primera institución creada para la exposición de las artes plásticas, el Museo de Bellas Artes fue fundado el 24 de Julio de 1.917; tuvo inicialmente su sede en la Universidad Central de Venezuela y por espacio de 21 años estuvo paseándose por varias instalaciones, cuando al fin en el año de 1.938 fue construida su propia sede en el Parque Los Caobos. De estilo neoclásico diseñada por el reconocido Arq. Carlos Raúl Villanueva estuvo allí funcionando hasta el año de 1.976, ya que de nuevo fue diseñada una nueva sede por el mismo arquitecto, y que fue construida en el sector Este del jardín de la anterior construcción, siendo destinada temporalmente a albergar la Galería de Arte Nacional.

El espacio actual del Museo de Bellas Artes es una estructura de tránsito vertical, que abre las más variadas opciones para el disfrute de los espectadores de las artes visuales de todos los tiempos. Contentiva de seis pisos, en cinco de ellos duermen tres salas especialmente diseñadas para exposiciones temporales, donde se exponen obras de otros museos e instituciones nacionales y extranjeras, también hay exhibiciones permanentes de la colección de cubismo y tendencias afines, la colección de cerámica y el gabinete de dibujo, estampas y fotografías; además de sus propias obras. También tiene a la disposición espacios de estudio para los visitantes y estudiantes; y una sala de exposición de la Colección de Obras sobre Papel. Sus rampas asemejan los pasadizos de las antiguas pirámides y en sus intersecciones muestran las vitrinas que exhiben la hermosa y misteriosa Colección Egipcia, acercando de esta manera a sus visitantes a una civilización milenaria. En su ala sur nos muestra como el escultor Catalán Joseph Guinovvart captó sabiamente el espacio vertical con su obra "Hojas del Árbol Caído"; e igualmente encontramos bellísimas obras de los escultores Alexander Calder, Jacques Lipchitz, Henry Moore y Arnaldo Pomodoro, entre otros, ubicadas en el Jardín de Esculturas, logrando con ellas una estrecha relación con la naturaleza allí reinante. No obstante el lugar más privilegiado para algunos visitantes del Arte Tridimensional es el piso 6, donde se exhiben en su terraza esculturas espectaculares y el visitante puede disfrutar de su vista a su entorno donde observa a plenitud sus cuatro puntos cardinales.

En la actualidad los museos e instalaciones de arte en nuestro País lamentablemente sufren de la desidia y el descuido de los responsables de su mantenimiento y permanencia, todas estas bellezas descritas anteriormente corren el riesgo de que por falta de mantenimiento de sus instalaciones físicas se deterioren; no tienen autonomía y por lo tanto no pueden decidir que exhibir, carecen de personal y hasta tiene un Director provisional, ya que el titular tuvo que apartarse del cargo por razones de salud. Sus más de 5.000 obras corren el peligro de deteriorarse por que en sus salas hay goteras y los depósitos no han sido fumigados en más de 4 años y por lo tanto el daño seria irreparable. Muchas de sus salas están clausuradas y no podrán ser dictados este año los Talleres Vacacionales.

También da mucha tristeza y hasta temor transitar por allí; en sus espacios se la pasan indigentes que lo utilizan para dormir, comer y hacer sus necesidades; despidiendo con ello desde el lugar malos olores y una muy desagradable vista e igualmente los bohemios toman sus espacios para exponer y vender todo tipo de artículos.

Que mejor regalo para nuestro majestuoso museo si los responsables por su mantenimiento y reparación se hicieran cargo de ello; repararan sus instalaciones físicas, fumigaran, recuperarán sus alrededores, eligieran su nueva directiva y contrataran personal capacitado y especializado para el manejo de este tipo de obras. Es muy importante que saquen a toda esta gente que lo que ha hecho es causar un gran daño a las afueras del museo y de esta manera los próximos cumpleaños serán mas festivos y nos sintamos de nuevo orgullosos de nuestro ahora olvidado y abandonado "MUSEO DE BELLAS ARTES DE CARACAS"

 
Escrito por: Dulce Maria Tosta

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
22/0/2009

Fuente: http://www.eluniversal.com/opinion/090822/museo-de-bellas-artes-de-caracas

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar